Home » Economía » El Cártel de Sinaloa, una empresa con varias cabezas

El Cártel de Sinaloa, una empresa con varias cabezas

El cártel de Sinaloa tiene gran estabilidad en su estructura, la cual no recae en un solo individuo, por lo que la detención de Joaquín Guzmán Loera no detonará la disputa del territorio con otros cárteles, coincidieron especialistas en temas de seguridad.

Javier Oliva, académico de la UNAM, explica que en términos de organización el grupo de Joaquín Guzmán tiene una ventaja sobre los otros: las responsabilidades no solamente están concentradas en una persona, lo que le da mucha estabilidad ante una detención importante, como en el caso del capo, capturado el sábado 22 en Mazatlán, Sinaloa.

Con lo anterior coincide Samuel González, experto en temas de seguridad, quien afirma que no habrá disputas de territorio ni brotes de violencia a gran escala: “No va a haber mucha violencia porque el cártel es bastante estable”.

González explica que el cártel tiene una configuración amplia, por eso le llaman la federación, es decir, no es una sola organización: “Este hombre era el primus inter pares y habrá otro. Porque no es un asunto de liderazgo jerárquico, no hay que confundirlo con un asunto meramente de una corporación, sino que es un conglomerado de estructuras criminales, en consecuencia no es una asociación jerárquica completa”.

Sin embargo, se habla de que Ismael El Mayo Zambada y José Juan Esparragoza, El Azul, podrían suceder al Chapo en el organigrama de la organización criminal del Cártel de Sinaloa; ello, pese a que la autoridad federal afirmó que el siguiente detenido será Ismael Zambada.

Oliva refiere que algunos cárteles han sido severamente dañados en su estructura, como Los Zetas, o Los Caballeros Templarios, ya que éstos eran liderados por un solo individuo, por lo que su estructura se fragmentó y comenzaron las disputas internas.

Ve poco probable que otros cárteles intenten entrar al territorio del cártel de Sinaloa, considerado el más poderoso de México. “Vería pocas probabilidades (de que haya disputas de territorio), aunque sí puede haber ajustes menores, pero se va a preservar”, asevera el académico.

Comenta que para otras organizaciones criminales con una detención de un capo tan importante como Guzmán Loera, sí se habrían dado brotes de violencia o luchas internas, “pero en este caso no hay esta posibilidad, o es remota, dado el control interno que tienen en su estructura”.

Afirma que sí se ve dañado el cártel, pero sus miembros ya habían tomado decisiones anticipando escenarios, como la detención, y eso explica que no haya una fractura interna.

EFECTOS INTERNACIONALES

El alcance de la detención del Chapo, considerado por la revista Forbes como uno de los hombres más ricos del mundo, no sólo repercute en territorio nacional, sino en los cárteles de otros países.

El diario El Tiempo, de Colombia, prevé reajuste en las organizaciones delictivas de ese país.

De acuerdo con este medio, la captura del Chapo puede traer “consigo enfrentamientos con capos colombianos que quieran recuperar los espacios dejados por los paramilitares”.

“Además, golpea el crimen organizado de Colombia, para el cual El Chapo es un socio estratégico”, ya que el criminal cuenta con relaciones en cinco zonas de ese país, “el tráfico de drogas a nivel mundial se quedó sin patrón, tras la captura de Guzmán, quien era considerado por muchos gobiernos como el narcotraficante más buscado del planeta”.

– EL ECONOMISTA –

Comments

comments